Aprendiendo el oficio de ilustrador con Javier Termenón

Enriquecedores los encuentros de niños con autores e ilustradores de cuentos, una oportunidad única de ponerle rostro y voz a los creadores de historias y un importante estímulo para fomentar la competencia lectora entre los pequeños estudiantes.  Me encantó el encuentro que tuvo lugar en la biblioteca de Huércal-Overa con el ilustrador leonés afincado en Níjar, Javier Termenón Delgado. Los niños estaban embelesados descubriendo el oficio de ilustrador, cómo éste empieza a pensar y crear los dibujos a partir del texto que recibe del escritor y cómo gracias a los dibujos de las cuentos, podemos imaginar y volar a otros países lejanos o crear a partir de las imágenes,  situaciones y contextos  que en la vida real serían impensables, cómo que una jirafa se asome a las ventanas de un colegio para saludar a los niños o crear una torre humana y que no se haga daño ni se caiga nadie. Este tipo de experiencias son muy positivas y deberían de promoverse más, pues acercan a los niños al proceso y confección de los cuentos y sin dudan fomentan el espíritu lector. También anima a los potenciales artistas a formarse, aprender y especializarse en técnicas pictóricas diferentes, para convertirse en los mejores profesionales del mundo y puedan vivir de su pasión, para afrontar los gastos y necesidades de la vida diaria.


No hay comentarios:

Publicar un comentario